El blog del Alquiler Seguro

¿Tienes claro qué es el alquiler de temporada?



Recientemente se han reportado muchos casos de fraude de ley en torno a los alquileres de temporada. Por eso es importante conocer las caracterísiticas entre un tipo de arrendamiento y otro para no incumplir la normativa ni ser engañados. 

El alquiler de temporada es aquel cuya finalidad no es establecer una residencia permanente. Es decir, se trata de un alquiler a causa de una circunstancia que se sabe durará un tiempo determinado. Por eso, debe acreditarse el motivo de la temporalidad, que puede ser un contrato de trabajo por duración determianda (como los profesores), la realización de estudios, una circunstancia familiar concreta, etc. 

A diferencia de lo que se suele pensar, la temporalidad no tiene por qué ser de un año, ni si quiera la ley contempla un período concreto, sino el que determine la temporalidad de cada circunstancia. 

 

 

El alquiler vacacional

El propietario cede su vivienda para que pueda ser utilizada, como su nombre indica, con fines vacacionales, durante un máximo de 31 días. Por ello, el inmueble deberá estar perfectamente acondicionado y amueblado para tal fin

El alquiler residencial

Es aquel cuya finalidad es ser la residencia habitual del inquilino o inquilinos. Por tanto, pueden empadronarse en la vivienda y ejercer todos los derechos que incluye este tipo de régimen. Actualmente, muchos inquilinos están siendo víctimas de fraude, pues algunos propietarios alquilan su vivienda en régimen temporal cuando en realidad se trata de una vivienda habitual para el inquilino. Lo hacen con la intención de esquivar la ley de vivienda y sus restruicciones.


barrio-salamanca-madrid.jpg 




Sin comentarios

Añadir Comentario

¡Te llamamos gratis ahora!
ic_clicktocall
EN MENOS DE 1 MINUTO
c2c phone